Presentan en el ISRI el libro: "Argentina y Cuba frente al 98 cubano. Miradas cruzadas en torno al advenimiento del nuevo siglo nuestro americano”.

Palabras pronunciadas en la presentación del libro del mismo nombre ante la presencia de uno de sus autores, la compañera Adriana Laura Rodriguez, profesora e investigadora titular de la Universidad Nacional del Sur de Argentina. Centro de Investigaciones sobre Nuestra América en Argentina.

Por Dr. C. Armando Cristóbal Pérez

Queridos amigos:

Tengo el inmenso placer de presentarles hoy un libro lleno de historia y de amor hacia nosotros: "Argentina y Cuba frente al 98 cubano. Miradas cruzadas en torno al advenimiento del nuevo siglo nuestro americano”.

Bajo la dirección de la profesora Adriana Rodriguez, Titular de Historia de América III e Historia Argentina II y miembro del cuerpo académico del programa de postgrado del departamento de humanidades de la Universidad Nacional del Sur de Argentina, los autores del libro han formado y forman parte de un proyecto de investigación entramado alrededor de 1898 en Cuba y la recepción que los avatares del enfrentamiento entre los imperialismos hispano y estadounidense, alrededor de la guerra de independencia de los cubanos.

Se trata de una compilación de trabajos del centro de estudios interdisciplinarios sobre nuestra América “José Martí-CEINA” del departamento de humanidades de la Universidad del Sur, realizado mediante convenio con el Centro de Estudios Martianos de La Habana que lleva ya casi dos décadas de producción y editado por la Fundación de Estudios Argentinos e Iberoamericanos (FEPAI).

Los autores del libro han formado y forman parte de un proyecto bajo la codirección de los profesores Adriana Rodríguez y Hugo Biagini, quien se hizo cargo del prólogo. Aunque la investigación tiene un carácter interdisciplinario –y éste es uno de sus méritos- se realiza a partir de la perspectiva histórica, por lo que nos permite evaluar cada sujeto epocalmente desde la nuestra. Por otra parte, tiene en cuenta el criterio de diversos actores individuales y colectivos.

La obra se estructura en nueve capítulos, el primero de los cuales, a cargo de la profesora Natalia Fanduzzi, se sumerge en un rastreo del proceso de conformación del grupo de trabajo, sus objetivos iníciales y su progresiva expansión, danto cuenta de la participación de otros actores del continente.

El segundo capítulo de la profesora Adriana Rodríguez, propone desplegar el tema, desde un análisis intrínseco para mostrar el valor específico de la problemática. De igual modo, refleja aspectos teóricos tributadores a una epistemología nuestroamericana.

El capítulo siguiente, el número 3, del profesor Claudio Gallegos, da inicio a un ciclo de trabajos encaminados al estudio de la receptividad de la prensa bonaerense alrededor del 98 cubano, en este caso el diario “la nación” en el que se destaca el papel de aquella como formadora de opinión en el seguimiento de un conflicto armado.

La profesora Elena Torre asume, en el cuarto capítulo, lo que define como “el carácter de cada jugador en el juego”, específicamente Gran Bretaña según la visión de “el Buenos Aires Herald”, el que acaba de cumplir 140 años de ininterrumpida existencia y que, según la autora demuestra, interpretó el 98 cubano desde una racionalidad imperialista.

El quinto capítulo pertenece al profesor Paolo Galassi y se refiere al posicionamiento ante los hechos por la comunidad italiana en Argentina. A través del diario “La Patria Degli Italiani”, sus consideraciones al respecto, ponen en evidencia cómo el periódico no mantiene una postura clara sobre el conflicto.

La profesora María Eugenia Chedrese, centra su trabajo en el sexto capítulo, alrededor del diario “la protesta humana”. Se encuentra en esta fuente, una interpretación de la lucha de los cubanos por su independencia, para desarrollar los criterios de la ideología anarquista que caracteriza la publicación y su dirección.

El capítulo séptimo del profesor Javier Pretti, desenvuelve su investigación alrededor de la revista “la vasconia”, vocera de la oligarquía de origen vasco, cuando no se manifestaba la tendencia independentista de dicho pueblo en España.

Es la profesora Carolina López la que analiza –en el octavo capítulo- las posiciones divergentes en la intelectualidad argentina frente al 98 cubano, a partir de la selección de un grupo comprometido con la problemática, lo que la autora aprovecha para teorizar acerca de la figura del intelectual en este trance.

Por último, el profesor Rodrigo González Natale estudia el caso del Dr. Roque Sáenz Peña, -quien, en tanto político, llegaría a ocupar la primera magistratura de la República- y que, no solo se aproxima al distingo hispanoamericanista, sino que a través del vínculo con José Martí y su pensamiento, denota la intromisión de los Estados Unidos en la guerra.

Es decir, una muy diversa novedosa y enriquecedora expresión de las miradas cruzadas en argentina, alrededor de la guerra de los libertadores cubanos en el contexto del enfrentamiento entre el viejo y el nuevo imperialismo en ese fin de siglo.

Sin embargo, es necesario subrayar –como lo hacen algunos de los autores-, la poca importancia que la mayor parte de los voceros otorga al actor esencial en el conflicto y sus motivaciones, para trasladar el interés al enfrentamiento entre España y Estados Unidos, con expresiones de apoyo o rechazo a uno u otro, fundamentadas en distintos argumentos propios de la época.

Así, la valoración que desde argentina, apenas 8 décadas después de su independencia, muestra cómo –dadas las motivaciones y hechos que identificaron su separación de España- a sectores determinantes del país les había movido hacia una posición ambigua frente a su exmetrópoli y ante la nueva realidad económica, social y política que representaba la penetración estadounidense enmascarada con la consigna del panamericanismo y el destino manifiesto.

Valiosas reflexiones exponen los profesores sobre temas tales como las diferencias del proceso cubano respecto al resto del continente y su aproximación al de las Antillas o al significado que otorga a las relaciones en el continente a partir del neocolonialismo.

Por otra parte, hay que destacar en el prólogo, la introducción, y los capítulos iníciales, el ofrecimiento de una rica diversidad metodológica, cual ”caja de instrumentos”, que instruye sobre el trabajo académico en temas socio-históricos y políticos como el que guía el trabajo. El grupo se formó a fines del año 1997, en el contexto de la conmemoración del centenario de 1898, dentro de la cátedra libre Martí-Martínez estrada con sede en Bahía Blanca, Argentina. Y ha contado con la vinculación con intelectuales cubanos de la Universidad de La Habana, de Casa de las Américas, del Instituto Cubano de Historia y del Instituto Científico-Tecnológico de Cuba.

Gracias.

Categoría: